chocolate belga

Foodie Trips


5 Comments

Mercados ibicencos

Primavera, buen tiempo y buen rollo. Es el momento ideal para disfrutar de las terrazas y de actividades al aire libre. Así que hoy vamos a darnos una vuelta por el mercado medieval de Ibiza.OLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERA

Es en el interior de la muralla de Ibiza donde las calles de Dalt Vila se convierten en un gran teatro al aire libre. Por ahí pasan juglares, bailarinas, domadores de aves y artistas. Y los artesanos y orfebres exponen sus productos junto a los mercaderes de especias o quesos. Siempre puedes degustar buen vino, quesos y carne a la brasa.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA
OLYMPUS DIGITAL CAMERA
OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERA

Ya de por sí el entorno de esta Feria Medieval es muy agradable. Desde la muralla con vistas al mar, a la Catedral de Santa María, encuentras bonitos detalles de las casas caraterísticas.

OLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERA
OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERA

Si quereis visitar la Feria Medieval de Ibiza de este año, se celebra del 5 al 8 de mayo.

OLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERA

C.G. Ibiza: 38º59’N 1º26’E


4 Comments

Mercados gastronómicos

Las Navidades, Año Nuevo y los Reyes ya están aquí. Y desde hace semanas que estamos viviendo todo lo que conlleva estas fiestas: las luces, árboles de Navidad, pistas de hielo para patinaje, regalos; turrones, polvorones y dulces por doquier, puestos de castañas asadas, mercadillos increiblemente decorados y, cómo no, la lotería de Navidad.

collage

Y es que, no falla, para mí el sorteo de la lotería es el pistoletazo de salida, el que indica que esto ya ha llegado, el que te recuerda que las comilonas y cenas familiares empiezan esta misma semana; y el que te avisa de que, si todavía no tienes los regalos, te esperan compras un cierto estresantes, con prisas y arrepintiéndote de no haberlas hecho con tiempo y por internet.

Pero las Navidades también implica cocinar y preparar ricas comidas. En el post navideño (click) del año pasado os facilité 7 recetas para una dulce Navidad: una sencilla Tarta de queso / Cheesecake, un original Tiramisú , el ya genuino Volcán  de Chocolate, la vistosa Tartaleta de Manzana, los sorprendentes Macarons , los versátiles Crêpes, las navideñas Almendras Garrapiñadas o los individuales de Membrillo y Mermeladas caseras.

Y es que además de dulces, estas fechas también significan comilonas. Y si algo hay que hacer para a cocinar, eso es ir al mercado. ¡Cómo los disfruto! Cuando viajo me encanta conocer los diferentes mercados de la zona. Todos son distintos, unos caóticos, otros con tenderetes de revista, …. los colores, los olores, los lugareños, …. les hace ser únicos. Los mercados son una muestra de la gastronomía del lugar, de su cultura.

Si en su día os mostraba en el post de ESTAMBUL (click) los mercados de esta gran ciudad, que con sólo ver las fotos te llegan los olores especiados del Gran Bazar que te teletransportan a la gastronomía turca; hoy os quiero hacer viajar a los mercados de Quito y alrededores.

Si algo me sorprendió de uno de los mercados de la capital ecuatoriana fue el paraje del mismo. Situado en un enclave único, a unos 3.000 metros de altitud, con las montañas nevadas al fondo, el bullicio del mercado, el caótico orden de los puestos, el colorido de la fruta y verdura, el fruto del chocolate secándose, la variedad de arroces, … todo, el conjunto en sí, te enseña un poco de esa gastronomía y cultura de la que hablábamos.

DSCN1083_II
DSCN0984
DSCN0983
DSCN1087
DSCN0981
DSCN1062
DSCN1067_II
DSCN1051_III
DSCN1069
DSCN1071_II
DSCN1078_II
DSCN1076_II
DSCN1054_II
DSCN1055_II
DSCN1052_II
DSCN1096
DSCN1099_II
collage_II

Luego fuimos a Sangolquí, una ciudad situada a unos 30km al sur-este de Quito. Si algo llama la atención allí en el mercado en el que la primera planta ofrece unos espectaculares “hornados”, cerdo laqueado y crujiente que, si te gustan los torerznos, va a ser tu perdición.

Allí te lo ofrecen a probar, y disponen de largas mesas para  sentarte a degustarlo. Me pregunto el tamaño que tendrán lo hornos, porque el animalito no sólo no es pequeño, sino que lo hornean entero.

collage_III

¡Felices Fiestas!

C.G. Quito: 00º 13′ S 78º 31′ W


15 Comments

Estambul

Turquía… qué país tan especial. Llevo toda mi vida escuchando maravillas sobre ella. Corrían los años 70 cuando a mi madre le concedieron una beca en Estambul para continuar con sus estudios de Bellas Artes, y desde entonces ese país ha sido un habitual en las conversaciones en familia. Recorrieron Turquía de oeste a este, y cada vez se enamoraban más del país, de su gente y de sus costumbres. Y eso nos lo han sabido transmitir. Así que este post, más que turístico, es un viaje cargado de sentimiento.
My beautiful picture

Estambul, situada entre dos continentes, Europa y Asia, ambos separados por el Bósforo; este estrecho es sin duda lo más característico de la ciudad, une el Mar Mármara con el Mar Negro. Visitar Hagia Sofía, la Mezquita Azul o  el Palacio Topkapi es imperativo pero, para mí, viajar a Estambul significaba recorrer el Bósforo en barco mientras te sirven un té o el auténtico yogur natural de allí, tomar un pescadito al borde del Bósforo o pasear por los miles mercados que ofrece la ciudad. ¿Qué es un viaje sin conocer la forma de vida de los lugareños o probar la gastronomía local?
My beautiful pictureMy beautiful pictureMy beautiful pictureMy beautiful pictureDSCN7204DSCN7220

Tomar un té, disfrutar de las vistas (360º) y de los bailes de Derviches (o de cuchara) en la Torre Galata, de las vistas desde el centenar de azoteas que ofrece la ciudad, tomar un zumo de granada recién exprimido en puestos callejeros, endulzarse con el Lukum, la delicia turca (la de pistacho o rosa son muy recomendables), deleitarse con la “pide”, la típica pizza turca (de queso o de carne picada), probar un vaso de Raki (siempre rebajado con agua), ver la danza del vientre, subir en el antiguo tranvía que pasa por Taksim, dar de comer en mano a las gaviotas que se acercan al barco o ir al menos una vez a un auténtico baño turco.

Ya son muchos los “hamam” que se han enfocado a los turistas y son demasiado modernos, si queréis probar uno auténtico al que van los locales, el  Çermenlitas Hamami es muy recomendable, está en la parada de tranvía Çermenlitas, muy cerca del Gran Bazar. Precisamente en las calles de este mercado encontrarás locales al que sólo van hombres, les verás fumando narguile y jugando con piezas de Rummikub.
DSCN7185IMG_8451_IIMy beautiful pictureDSCN7181DSCN7247

Para moveros por la ciudad no hay mejor medio que el tranvía, el moderno que recorre la parte europea de la ciudad de suroeste a noreste y que tiene paradas en lugares estratégicos como Hagia Sofia, parada en que también podreis visitar la basílica Cisterna (impresionante), o Sultanahmet, donde está la Mezquita Azul, o bien Eminönü, al borde del Bósboro, donde tomar de una forma muy original un pescadito frito buenísimo. El tranvía incluso atraviesa el estrecho por el puente Galata y hace parada (Karakoy) muy cerca de la famosa Torre Galata y sigue hasta la mítica Plaza de Taksim. En Eminönü es donde puedes subirte al barco que recorre el Bósforo.
DSCN7295My beautiful pictureDSCN7232 DSCN7427 My beautiful picture My beautiful picture

El trayecto en barco es para disfrutarlo. Además de tomar el té y el yogur que os he mencionado anteriormente, las vistas son espectaculares. La salida del puerto es increíble viendo las siluetas de los minaretes y, a medida que se aleja el barco, te vas percatando de lo grande, grandísima, que es Estambul… y eso que nos estamos refiriendo sólo a la parte europea.

En el recorrido ves casas de madera al borde del Bósforo que son muy singulares. Y os puedo asegurar que por dentro no tienen desperdicio. En el recorrido veréis el Palacio de Domabahçe, la fortaleza de Rumeli o la Mezquita Ortaköy, situada en uno de los barrios más modernos, con cafeterías y bares de un ambiente muy juvenil. Vale la pena bajar en Ortaköy para conocer la zona. El recorrido acaba en el pueblo de pescadores de Anaddolu Kavagi, con la fortaleza Ceneviz en la cima. Una de las pocas paradas que hace en la parte asiática de la ciudad. Lo típico es tomarse una brocheta de mejillones rebozados, la primera vez me sorprendió pero luego ibas adrede hasta allí pensando en tomarte unas cuantas.
collagecollage_IIcollage_III

Y ya de vuelta hacia Eminönu, qué mejor que tener el skyline de Estambul al atardecer. Creo que no hay postal más bonita que esa. Con las siluetas de Hagia Sofía, la Mezquita Azul y el bullicio de la ciudad, con las gaviotas sobrevolando cerca del muelle.

IMG_8494_IIMy beautiful picture

La zona de Taksim es muy recomendable subir en el antiguo pero característico tranvía. Ese tranvía sigue hacia el norte, donde se sitúa el barrio Besiktas, famoso por su equipo de fútbol, o bien se desvía hacia la costa, Kabatas, donde te puedes subir al barco que lleva por todo el Bósforo. Y si callejeáis por la zona de Taksim os topareis con locales de toda la vida donde venden café a granel o donde hacen el auténtico pan turco, el cual me pasaría el día tomando. Estambul tiene tantas cosas que visitar y vivir. Un poco más alejada del centro, en Edirnekapi, en el noroeste de la ciudad, os encontrareis con la Iglesia Chora, una de las pocas católicas, que por dentro es toda una belleza. Si disfrutáis de más días en la ciudad, la parte asiática tiene su aquel.
DSCN7269DSCN7277

  … gracias mamá por enseñarme este pedacito de cielo, siempre junto a tí.

DSCN7399

C.G. Estambul: 41º00’36”N 28º57’37”E

bloglovinfacebookinstagrampinterest twitter


7 Comments

Londres

El Londres que hoy te enseño no es una mini-guía de viaje para saber qué ver o visitar, como sí se hizo con Formentera, Estocolmo o Luxemburgo. Siendo Londres (hasta el mes pasado) el primer destino turístico mundial (hoy desbancado por Bangkok), encontrarás cientos de guías allá donde busques. Por ejemplo en Goop, el blog de Gwyneth Paltrow, encontrarás restaurantes y hoteles recomendados por la actriz (precisamente por eso deben de ser especiales, pero seguro que son sitios donde se comerá estupendamente, con lo sana que es ella….). Así que aquí te muestro mi Londres particular.

page_I

Por unas razones u otras, he tenido la gran suerte de visitar esta ciudad en un par de ocasiones, pero sin duda el fin de semana del 27 de junio de hace tres años fue el más especial. Dos días antes estábamos subidos en un avión con destino a Londres para pasar todo el sábado de concierto en el festival de Río. Fueron muchos los artistas que pasaron por el escenario, pero todos esperábamos a los dos últimos: Jamiroquai era el favorito, y la noche estaba protagonizada por Stevie Wonder. De 12h a 24h ahí estuvimos, sin ir al baño para no perder la primera fila, y sentándonos en el suelo entre artista y artista para que la columna vertebral aguantara hasta el final (eso sí, no podía faltar el plátano deshidratado y los frutos secos que trajo Lola para aguantar). Éramos un grupo majo, todos fans de Jamiroquai y expectantes porque saliera al escenario.

Después de un día demoledor pero muy divertido, llegó el domingo 27, que vino acompañado de una pedida muy romántica y especial. Todo el cansancio del día anterior se convirtió en emoción. Por eso Londres se ha convertido en una ciudad tan especial, y quiero mostraros los rincones que más gustan de ella.parcII

Hyde Park, Regent’s Park, Green Park, St. James, Park, Kensington Gardens, todos ellos hacia el lado oeste de la ciudad ¿puede haber más parques en una misma ciudad? Fue en Hyde Park donde vivimos el concierto, un parque inmenso y muy verde. En el centro del parque se encuentra la Fuente en Memoria de Lady Diana (Princess Diana Memorial). Son 5 las paradas de metro que rodean el parque (en sentido horario: Queensway, Lancaster Gate, Marble Arch, Hyde Park Corner y Knightsbridge, en esta última está el famoso Harrods), las tres primeras paradas, pertenecientes a la línea roja, están situadas al norte del parque, siendo Notting Hill Gate la siguiente parada (después de Queensway).

ciu

¿qué sería de Londres sin sus famosos mercados?

La parada de metro Ladbroke Grove es el más cercano al Mercado de Portobello Road (al noroeste de la parada Notting Hill Gate), muy conocido por sus antigüedades pero cuenta con muchos puestos de comida que quitan el hipo!

Cerca de London Bridge Station, encontrarás el Borough Market, el mercado “más auténtico”, donde no te podrás creer que, con esa materia, la gastronomía inglesa no figure en los primeros puestos. Menuda pinta más rica tiene todo! Además está rodeado de restaurantes y bares que ofrecen platos de comida de mercado.

King’s Cross Station St. Pancras será tu estación si llegas desde Bruselas, Paris, Lille o incluso desde Avignon, en tren Eurostar. Llama la atención lo bonita e inmensa que es. Y se encuentra cerquita de Candem Town, norte de la ciudad, zona 2, línea negra del metro. Camden Lock Market cuenta con tiendas, mercadillos, puestos artesanales, complementos rockeros y vintage, puestos de comida y gente de todo tipo que dan carácter a este barrio creando un ambiente único. No olvideis pasaros por The Jazz Cafe para escuchar música en directo.

No muy lejos del puente de Waterloo encontrarás el mercado de Covent Garden que, además de ser precioso y muy animado, el barrio (del mismo nombre) tiene muchísimo ambiente, tanto para cenar como para salir o ir al teatro.

LondDe todas formas, y por si te has quedado con ganas de conocer más sobre esta ciudad, aquí van los imprescindibles de Londres:

El Palacio de Buckingham (con su famoso cambio de guardia), se cruza el parque de St. Jame’s (que en verano ponen hamacas) para llegar a la Abadía de Westminster, el gótico-victoriano Palacio de Westminster (las Casas del Parlamento) y el Big Ben. Cruzando el puente de Westminster puedes optar por un paseo en barco por el Támesis que te acercará a muchas otras atracciones: la Torre de Londres, el Tower Bridge, la gigantesca noria London Eye, el teatro de la compañía de Shakespeare (Shakespeare´s Globe Theatre) o el nuevo Ayuntamiento de Londres obra de N. Foster.

La plaza Trafalgar Square, con el almirante Nelson en su centro, alberga el famoso museo National Gallery,  y las comerciales Oxford Street y Regent Street te llevarán a la plaza Picadilly Circus (de noche no puede tener más luces!), desde allí llegarás a Chinatown, y de camino te toparás por un restaurante japonés de esos que comes descalzo y de rodillas. En el distrito financiero, la City, donde se encuentra St. Paul’s Cathedral, hay también mucha oferta de restaurantes.

El blog Londontopia está escrito por residentes y encontrareis “cosas que ver y hacer en Londres”, aunque sin duda me quedo con la web londres.es por lo completa que es y su sencillez para encontrar lo que buscas (visitas guiadas,  entradas para cualquier evento, planos, …).

parqueC.G. Londres:51°30′25″N 00°07′39″O